Cuando conocemos a alguien también debemos interactuar con su mundo personal, por eso resulta importante mantener una relación cordial con la familia política de nuestra pareja. ¿Cómo llevarnos bien con nuestra familia política? Fue el tema en esta ocasión en la sección de psicología con Pipis Planell. Algunos de los aspectos a destacar para mantener una relación sana con nuestra familia política sería la formación del espacio exclusivo de la pareja, la creación de reglas y normas para la convivencia con las respectivas familia de ambos y la empatía.
Debemos tener claro que al momento de formar un nuevo núcleo familiar las cosas cambian, la pareja demanda independencia, pero al mismo tiempo seguir fortaleciendo los lazos afectivos con la familia propia y la del otro. Otro punto importante en este ejercicio de convivencia es el de analizar desde donde nos comunicamos, es decir, pedir a nuestra pareja ciertas normas o convenios para la convivencia familiar. Hablar desde el amor y la comprensión y no desde el chantaje o el enojo. El dar y recibir en justo balance nos llevará por el camino de la sana convivencia familiar.
No pierdas detalle de esta interesante charla con nuestra psicóloga sobre este tema que estamos seguros te interesa.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here