Dolorosa

606
3

“Queremos jugar futbol”, establecieron las princesas. El terreno de juego lucía inmejorable. Inmediatamente aceptamos. Alinearon niños, mujeres, jóvenes y adultos. Todos jugamos, nos divertimos y nos reímos. Descansamos unos minutos y volvimos a saltar al “césped sagrado”.

La deliciosa comida, la agradable plática y los entretenidos juegos tradicionales -gracias a la atenta  invitación y hospitalidad del “Chefcito”- habían construido un sábado inmejorable. El encuentro futbolero nocturno, era el cierre de la grata jornada.

En un inofensivo servicio lateral -saque de banda, pues- Jess puso en juego el esférico -el balón, pues- y al dar el paso sometió el tobillo a una flexión extrema que resultó en distensión de ligamento y esguince de tercer grado.

Ahí cambió el panorama. El tobillo de la duquesa parecía tener la cara del “Bebé Sinclair” a un lado. El dolor y la inflamación nos obligó a visitar el hospital. Tras 40 minutos de dolor intenso, finalmente le dieron el medicamento para disminuir la molestia.

El vendaje necesario y las infaltables muletas aparecieron inmediatamente. Las indicaciones fueron: 7 días con el pie inmovilizado, después una revisión y de ser necesario, yeso. Estamos en espera de la pronta recuperación.

En tanto, el domingo recibí una llamada de Win. No había buenas noticias. Un amigo suyo, pero que fue adoptado por todos, había fallecido. Lo recuerdo jugando futbol con el equipo de “Estamos Al Aire” en la “reta twittera”. Platicando y riendo en un cumpleaños de Win, presente en festejos nuestros, en convivios de fin de año y disfrutando de un día de diversión, acompañado de su sobrino, en Six Flags.

De sonrisa amable y generosidad indiscutible, dejó en su camino muy gratos recuerdos. Gracias Win por darnos la oportunidad de conocerlo. Descanse en paz Sergio Alejandro Jiménez Calihua.

Manuel Frausto Urízar

3 COMENTARIOS

DEJAR UN COMENTARIO

¡Por favor escribe tu comentario!
Por favor escribe tu nombre aquí